El presidente catalán, Pere Aragonés, ha vuelto a poner ahora sobre la mesa la llamada declaración de Pedralbes, el acuerdo que alcanzó el Gobierno de Pedro Sánchez en 2018 con la Generalitat para retomar el diálogo, y en el que aceptó hablar de un «conflicto» político y también la polémica figura de un «relator» para un nuevo espacio de diálogo. Además, se comprometió a buscar soluciones «en el marco de la seguridad jurídica», sin mención expresa a la Constitución.
http://dlvr.it/S1sRkt

Por KW77

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *