Están ubicadas en Abanilla, Alhama de Murcia y Fortuna, dentro de los espacios naturales protegidos Saladares del Guadalentín y Humedal de Ajauque y Rambla Salada y se han invertido para ello cerca de 80.000 euros El objetivo de las adquisiciones es garantizar la protección y conservación de estos espacios naturales protegidos y su biodiversidad

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.