LA PRENSA PARA MENTES INQUIETAS

News Article Type: Ciencias Espaciales
Este video grabado por el instrumento Mastcam-Z de Perseverance presenta una imagen compuesta, con colores mejorados, que recorre el delta del cráter Jezero en Marte. El delta se formó hace miles de millones de años a partir de sedimentos que un antiguo río llevó a la desembocadura de un lago que alguna vez existió en el cráter. Créditos: NASA/JPL-Caltech/ASU/MSSS

Los científicos de la misión Perseverance Mars de la NASA han descubierto que el lecho de roca sobre el que ha estado viajando su explorador de seis ruedas desde que tuvo lugar el aterrizaje en febrero probablemente se haya formado a partir de magma. El descubrimiento ayuda a comprender y datar con precisión eventos críticos en la historia del cráter Jezero, así como en el resto del planeta.

El equipo ha llegado a la conclusión de que las rocas del cráter han interactuado con el agua varias veces durante eones y que algunas contienen moléculas orgánicas.

Estos y otros descubrimientos se presentaron el 15 de diciembre durante una rueda de prensa en la reunión científica de otoño de la Unión Geofísica Estadounidense, en Nueva Orleans.

Incluso antes de que Perseverance aterrizara en Marte, el equipo científico de la misión se preguntaba sobre el origen de las rocas en el área. ¿Eran sedimentarias? Es decir, ¿la acumulación comprimida de partículas minerales pudieron ser transportadas al lugar por un antiguo sistema fluvial? ¿O eran ígneas, y pudieron haberse creado en los flujos de lava que se elevaron a la superficie desde un volcán marciano ahora extinto?

Este gráfico muestra la entrada de Perseverance en “Séítah” desde una perspectiva orbital y subterránea. La imagen inferior es un “radargrama” subterráneo del instrumento RIMFAX del rover; las líneas rojas indican las características del subsuelo que vinculan a afloramientos rocosos resistentes a la erosión, visibles sobre la superficie. Créditos: NASA/JPL-Caltech/Universidad de Arizona/USGS/FFI

“Estaba empezando a perder la esperanza de que encontráramos la respuesta”, dijo el científico del proyecto Perseverance Ken Farley, de Caltech, en Pasadena. “Pero luego nuestro instrumento PIXL pudo detectar una zona desgastada de una roca del área, apodada ‘sur de Séítah’, y todo quedó claro: los cristales de la roca proporcionaron los datos”.

El taladro del brazo robótico de Perseverance puede desgastar o triturar las superficies de las rocas para permitir que los estudien otros instrumentos, como el Instrumento planetario para litoquímica de rayos X (PIXL, por sus siglas en inglés). PIXL utiliza la fluorescencia de rayos X para mapear la composición elemental de las rocas. El 12 de noviembre, PIXL analizó una roca del sur de Séítah que el equipo científico había elegido para tomar una muestra de su núcleo, utilizando el taladro del rover. Los datos de PIXL mostraron que la roca, apodada “Brac”, estaba compuesta por una abundancia inusual de grandes cristales de olivino envueltos en cristales de piroxeno.

“Un buen estudiante de geología sostendrá que esa textura indica que la roca se formó cuando los cristales crecieron y se asentaron en un magma que se enfrió lentamente, por ejemplo, un flujo de lava espeso, un lago de lava o una cámara de magma”, dijo Farley. “Luego, la roca fue alterada por el agua varias veces, convirtiéndola en un tesoro que permitirá a los futuros científicos datar los eventos ocurridos en Jezero, comprender mejor el período en el que el agua era más habitual en su superficie y revelar la historia temprana del planeta. ¡Mars Sample Return tendrá opciones magníficas para elegir!”.

Seis tubos de muestra de facsímil cuelgan de la placa de tubos de muestra en esta imagen tomada en las oficinas del rover Perseverance de la NASA. Créditos: NASA / JPL-Caltech

La tarea de traer muestras de Marte en múltiples misiones comenzó con Perseverance, que está recolectando muestras de rocas marcianas en busca de vida microscópica antigua. De los 43 tubos de muestra de Perseverance, ya se han sellado seis: cuatro con núcleos de roca, uno con atmósfera marciana y uno que contenía material “testigo” para observar cualquier contaminación que el rover pudiera haber llevado de la Tierra. Mars Sample Return traerá los tubos selectos de regreso a la Tierra, donde generaciones de científicos podrán estudiarlos con un gran equipo de laboratorio, que sería demasiado grande como para enviar a Marte.

Aún está por determinarse si la roca rica en olivino se formó en un lago de lava espeso que se enfrió en la superficie o en una cámara subterránea que luego fue expuesta debido a la erosión.

Moléculas orgánicas

También una gran noticia para Mars Sample Return, conseguida por el instrumento Escaner de entornos habitables con Raman y luminiscencia para productos orgánicos y químicos (SHERLOC, por sus siglas en inglés), es el descubrimiento de compuestos orgánicos. Las moléculas que contienen carbono no solo se encuentran en el interior de las rocas erosionadas que analizó SHERLOC, sino también en el polvo de la roca no erosionada.

La confirmación de la presencia de compuestos orgánicos no implica la confirmación de que alguna vez existiera la vida en Jezero y dejara signos reveladores (biofirmas). Hay mecanismos biológicos y no biológicos que crean compuestos orgánicos.

“Curiosity también descubrió materia orgánica en el lugar del aterrizaje dentro del cráter Gale”, dijo Luther Beegle, investigador principal de SHERLOC en el Laboratorio de Propulsión a Chorro (JPL, por sus siglas en inglés) de la NASA en el sur de California. “Lo que SHERLOC añade a la historia es su capacidad para mapear la distribución espacial de los compuestos orgánicos dentro de las rocas y relacionar esos compuestos con los minerales que se encuentran allí. Esto nos ayuda a comprender el entorno en el que se formaron los compuestos orgánicos. Es necesario realizar más análisis para determinar el método de producción de las sustancias orgánicas que se han identificado”.

La preservación de sustancias orgánicas dentro de rocas antiguas, independientemente de su origen, tanto en el cráter Gale como en Jezero, significa que las potenciales biofirmas (signos de vida, ya sean pasados ​​o presentes) también podrían conservarse. “Esta es una cuestión que puede que no se resuelva hasta que las muestras se traigan a la Tierra, pero la preservación de la materia orgánica es muy emocionante. Cuando estas muestras se traigan a la Tierra, serán una fuente de investigación y descubrimiento científico durante muchos años”, dijo Beegle.

«Radargrama»

Además de su capacidad de muestreo de núcleos de roca, Perseverance ha llevado el primer radar de penetración terrestre a la superficie de Marte. El Generador de imágenes de radar para el experimento del subsuelo de Marte (RIMFAX, por sus siglas en inglés) crea un “radargrama” de características del subsuelo hasta aproximadamente 10 metros de profundidad. Los datos de este primer radargrama publicado se recopilaron cuando el rover atravesó una cresta desde la unidad geológica “Suelo del cráter fracturado áspero” hacia la unidad geológica de Séítah.

La cresta tiene múltiples formaciones rocosas con una inclinación descendente perceptible. Con los datos de RIMFAX, los científicos de Perseverance ahora saben que estas capas de rocas en ángulo se mantienen en el mismo ángulo muy por debajo de la superficie. El radargrama también muestra las capas de roca de Séítah por debajo de las del Suelo del cráter fracturado áspero. Los resultados confirman aún más la creencia del equipo científico de que la creación de Séítah precedió al Suelo del cráter fracturado áspero. La capacidad de observar características geológicas incluso debajo de la superficie añade una nueva dimensión a las capacidades de mapeo geológico del equipo en Marte.

Más información de Perseverance

Un objetivo clave de la misión de Perseverance en Marte es la astrobiología, incluida la búsqueda de signos de vida microbiana antigua. El rover caracteriza la geología del planeta y el clima pasado, allanará el camino para la exploración humana del planeta rojo y es la primera misión en recolectar y almacenar rocas y regolitos marcianos (rocas rotas y polvo).

Las misiones posteriores de la NASA, en cooperación con la Agencia Espacial Europea, enviarán naves espaciales a Marte para recolectar estas muestras selladas de la superficie y traerlas a la Tierra para un análisis en profundidad.

La misión Mars 2020 Perseverance es parte del objetivo de exploración de la Luna a Marte de la NASA, que incluye las misiones de Artemis a la Luna que ayudarán a prepararse para la exploración humana del planeta rojo.

JPL, que es administrado para la NASA por Caltech en Pasadena, California, construyó y administra las operaciones del rover Perseverance.

Para más información (en inglés) sobre Perseverance, visita: mars.nasa.gov/mars2020/ y nasa.gov/perseverance.

 

Laboratorio de Propulsión a Chorro de la NASA en Pasadena, California

Traducido por CEV-MDSCC

Leer en inglés
Master Image: Publicado: 16 de diciembre de 2021

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.