LA PRENSA PARA MENTES INQUIETAS

El PP reclama la inmediata puesta en marcha de un plan de choque contra la delincuencia, tras una nueva oleada de robos en pedanías y casco urbano

• Los ladrones llegaron a arrancar la caja fuerte de media tonelada de peso en una empresa ubicada en carretera de Granada. Destrozaron el suelo, robaron un vehículo y reventaron la puerta. Además, ha habido robos en Placica Nueva y en varias pedanías.

• Los ladrones también han actuado en la pedanía de Ramonete, donde sustrajeron material por un importe total que ronda los 60.000 euros. El municipio presenta a día de hoy el índice de criminalidad más elevado desde que el Ministerio del Interior publica datos.

9 marzo, 2022.- La concejal de Seguridad Ciudadana en el ayuntamiento de Lorca por el Partido Popular, María Belén Pérez, ha exigido a delegación del gobierno y al actual alcalde la inmediata puesta en marcha de un plan de choque para frenar la escalada delictiva en el municipio. La política en materia de seguridad en nuestro municipio es una temeridad que dura ya casi tres años, durante los que el índice de criminalidad aumenta día tras día. Venimos advirtiendo de lo que ocurre sin recibir ningún tipo de respuesta o solución por parte del actual gobierno local ni de la delegación del gobierno.

Belén Pérez ha explicado que el ejemplo más reciente ha sido el saqueo de las instalaciones de una empresa radicada en el polígono industrial Los Peñones, que tuvo lugar durante la madrugada del domingo al lunes. Allí, una banda de ladrones arrancó de la pared la caja fuerte, de media tonelada de peso, y la fue arrastrando y golpeando contra el suelo hasta subirla en un vehículo de la propia mercantil, que también robaron para su transporte. De acuerdo con lo que hemos podido saber, no es el único negocio afectado. No estamos hablando de lo que se viene en denominar delincuencia habitual, sino de una banda organizada, de un perfil muy preocupante.

Por otra parte, un local de restauración ubicado en las inmediaciones de Placica Nueva también sufrió el robo de su recaudación durante el pasado fin de semana.

Además, vecinos afectados nos han comunicado que durante la semana pasada varias pedanías han vuelto a sufrir otra oleada de robos y conatos de hurtos, tanto en casas particulares como en granjas e instalaciones agrícolas. Han dañado vallados y han sustraído baterías y enseres de trabajo.

En la pedanía de Ramonete los ladrones saquearon una empresa del sector agroalimentario, en la que sustrajeron productos fitosanitarios especializados de alto valor económico. El robo supuso una pérdida cercana a los 60.000 euros a los propietarios de la firma.

María Belén Pérez ha manifestado que “ni Diego José Mateos ni José Vélez tienen un proyecto de seguridad para los lorquinos, por lo que les proponemos que acojan el nuestro: activen un plan de choque, refuercen las plantillas y devuelvan inmediatamente a la Policía Local a nuestras pedanías, a nuestras calles y a proteger nuestros barrios. Les exigimos que demuestren la misma “energía” que pusieron en detener a unos ganaderos en perseguir a los delincuentes que a día de hoy campan a sus anchas por todo el término municipal”.

Reclamamos que se articulen las medidas que sean necesarias, que pueden pasar por el incremento de las plantillas de los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado, así como de la Policía Local. La primera decisión que proponemos, y en la que insistimos por enésima vez desde hace casi 3 años, es el regreso inmediato de las patrullas de la Policía Local a nuestras pedanías, que están totalmente desprotegidas y abandonadas.

Actualmente esta ciudad padece los peores datos de la historia en inseguridad tras la comisión de 2.523 delitos en sólo un año, y subidas en tráfico de drogas, lesiones, agresiones sexuales, robos y homicidios. Es un disparate que después de todo lo que está sucediendo en nuestro término municipal los responsables políticos que tienen que atajarlo permanezcan impasibles e indolentes. Cada día se denuncian 7 delitos en Lorca, algo que jamás se había visto.

No es plato de buen gusto para nadie tener que alertar de lo que está pasando. Lorca es a día de hoy una ciudad insegura, en la que muchos vecinos nos reiteran que les da miedo salir a la calle a partir de determinadas horas. No entendemos los motivos que están llevando tanto al actual alcalde como al delegado del gobierno, ambos socialistas, a mirar para otro lado mientras la situación es cada vez más complicada.

Tienen las herramientas y recursos en la mano, pero no las están queriendo utilizar, y el resultado de esta temeridad lo sufren todos los lorquinos en las calles, en sus viviendas y en sus empresas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.